• Sin Productos en el Carrito
Teresa Galán I Arquitectura y Diseño Interior
0
  • Sin Productos en el Carrito

Japandi, un estilo combinado

    El japandi es un estilo híbrido que nace de la combinación entre el estilo decorativo escandinavo o nórdico y el minimalismo japonés. Se trata de unir dos estilos decorativos que tienen mucho en común para crear uno nuevo que sume lo mejor de cada uno.

     

    Japandi

     

    La propia palabra “japandi” nace de la fusión entre las palabras inglesas  “japan” y “scandinavian”. Es un estilo que une simplicidad, funcionalidad y calidez. Es muy versátil, ya que puede adaptarse a prácticamente cualquier espacio. Y aunque el japandi, a veces llamado también scandinese, ya lleva tiempo entre nosotros, sigue estando de plena actualidad. Por eso, desde nuestro estudio de interiorismo en Madrid queremos contároslo todo sobre este estilo decorativo.

     

    Un estilo con mucha personalidad

    Si pensamos en la decoración nórdica, seguramente se nos vengan a la mente imágenes de espacios diáfanos, donde la luz adquiere mucho protagonismo, y todo tiene su lugar propio y su utilidad. La filosofía del estilo japonés es similar, pero a la hora de aplicarlo emplea muebles más bajos, espacios más minimalistas donde los colores intensos y oscuros tienen más importancia.

    Mezclar dos estilos que tienen filosofías parecidas tiene sentido. Ambos buscan ayudarnos a crear remansos de paz donde dejar atrás el estrés de la vida cotidiana. El japandi se basa en la utilización de líneas puras y sencillas, el uso de materiales naturales de calidad, especialmente las maderas, evitando decoraciones recargadas. Incorpora agradables toques de color y diferentes texturas que hacen que los ambientes parezcan mucho más vivos. La imperfección y el envejecimiento de los elementos adquieren también protagonismo aportando espiritualidad al estilo a través del concepto japonés Wabi Sabi.

     

    Japandi

     

    Los colores neutros y cálidos, claros y cremosos, los tonos arena y maderas son los que dominan en el estilo japandi. Podemos incorporar toques de gris y de negro, y también de rosa, azul y verde apagados. En cuanto a los muebles, utiliza especialmente los colores de las maderas mezclando los tonos claros con otros más oscuros que aportan presencia. Algunos toques de metal o de cuero también pueden funcionar.

     

    La filosofía del Japandi

    A través del japandi se busca crear espacios ordenados y funcionales. Cada cosa tiene su espacio definido y su por qué. La comodidad es muy importante. Los muebles tiene  líneas sencillas, se busca que ayuden a conectar a las personas con la tierra por lo que suelen ser bajos. La decoración se basa en objetos de cerámica, algún libro y alguna planta o tronco que aporte el toque de la vida vegetal en jarrones elegidos específicamente.

    Los materiales principales que emplea el estilo japandi son siempre respetuosos con la naturaleza. Introduce también textiles de tejidos naturales como el algodón o el lino, normalmente sin teñir, que aportan un original juego de texturas. Pueden utilizarse diferentes elementos decorativos con moderación, como el papel de arroz japonés pintado a mano, las lámparas de papel, u objetos realizados en bambú o ratán. Eso sí, la calidad siempre predomina sobre la cantidad.

     

    Japandi

     

    El estilo escandinavo consigue con su toque rústico restarle algo de la elegancia que caracteriza al estilo japonés. Pero el japandi mantiene la tendencia étnica presente en los dos. Se trata de una estética que nos induce a la serenidad y a disfrutar de la vida. El orden, el diseño bonito, la funcionalidad y la ausencia de adornos superfluos inciden en esta idea.

    Si quieres implementar el japandi en la decoración de tu hogar no dudes en visitar nuestro estudio de diseño de interiores en Madrid. Te daremos las claves que necesitas para adaptarlo a ti y conseguir un resultado único y personal.