• Sin Productos en el Carrito
Teresa Galán I Arquitectura y Diseño Interior
0
  • Sin Productos en el Carrito

Proyecto para un despacho en casa perfecto

Los recientes acontecimientos han propiciado una rápida implementación del teletrabajo de forma permanente. Esto, a su vez, ha dejado patente la necesidad de contar con un espacio de trabajo en casa, un lugar que hoy cobra más sentido que nunca. Es por ello que los estudios de interiorismo en Madrid recibimos numerosas solicitudes para crear un despacho cómodo, tranquilo y aislado del resto de la vivienda en el que poder trabajar de manera habitual.

Todos sabemos que la mesa del comedor o de la cocina no son los espacios más óptimos para hacerlo, por eso a continuación te damos las claves para conseguir la oficina en casa perfecta.

Para un espacio como este la luz es uno de los factores más importantes. Hay que tener en cuenta que es una cuestión práctica que contribuye a reducir la fatiga visual que causan las pantallas. Por ello, es imprescindible aprovechar al máximo la luz natural y, en aquellos casos en los que no sea posible, se debe asegurar una buena iluminación en toda la estancia, no solo en el escritorio.

Mobiliario cómodo y práctico

Escoger un mobiliario adecuado es garantía de que el rendimiento no se verá perjudicado. No solo se trata de escoger muebles que sigan el estilo decorativo del lugar, sino que el confort es vital. Para ello, la mesa de trabajo debe ser amplia y estar a la altura adecuada mientras que la silla de escritorio perfecta es aquella que sea regulable y con reposabrazos.

Un mobiliario excesivamente grande, oscuro y mal ubicado puede generar un enorme peso visual, lo que provoca un efecto abrumador y pesado cuando pasas horas en la estancia. Por ello, los estudios de interiorismo en Madrid tenemos en cuenta este factor que tanto influye en la concentración y rendimiento del trabajador.

De nuevo, el peso visual juega un importante papel a la hora de crear el espacio de trabajo perfecto. Colores muy oscuros junto a muebles de gran tamaño que evitan el paso de la luz natural son los responsables de producir fatiga visual.

Despacho en casa | Teresa Galán, estudios de interiorismo en Madrid

En este escenario, los tonos claros como el beige, gris o pastel resultan una mejor elección, al igual que las líneas rectas y puras se convierten en los aliados perfectos para crear un despacho en casa. Esto no quiere decir que esta habitación no pueda lucir un color potente, sino que la clave está en conseguir el equilibrio perfecto.

La importancia del orden

A la hora de trabajar un espacio ordenado y libre de obstáculos contribuye a mejorar la concentración y el rendimiento. Por este motivo, es necesario incluir cajoneras además de otros elementos como estanterías, archivadores o cualquier otro objeto necesario para trabajar. Eso sí, hazlo en su justa medida para que no produzcan el efecto contrario: un espacio saturado y agobiante.

Nadie quiere una oficina en casa que sea impersonal, plana y sin carácter. Aquí es donde entran en juego diferentes elementos decorativos encargados de proporcionar personalidad a cualquier estancia.

Una selecta selección de elementos decorativos como cuadros, alfombras, cortinas además de plantas, serán los encargados de proporcionar el estilo más adecuado para cada despacho.

La creación de un lugar de trabajo en casa así como la perfecta integración en la vivienda, respetando la línea decorativa, es fruto del trabajo de los estudios de interiorismo en Madrid que rigen su trabajo por la estética y funcionalidad de los espacios.

Teresa Galán, como experta en diseño de interiores en Madrid, se encarga de proyectar, crear y reformar viviendas, oficinas y otros lugares con el firme propósito de ofrecer a sus clientes exactamente lo que buscan, pero con el añadido de lograr estancias que cumplan con sus necesidades y requerimientos en los que el diseño y la funcionalidad destacan por encima de todo.

Abrir chat